Seleccionar página

Con eso en mente, pasemos a la tecnología y, más específicamente, a las redes sociales. Creo que tal vez no valga la pena utilizar la tecnología no examinada. Tenemos que ser conscientes de nuestro uso de Facebook, Twitter, Pinterest, Instagram y el resto. Como toda tecnología, las redes sociales tienen características tanto positivas como negativas. Esto puede promover el crecimiento del carácter o socavarlo.

Hay ciertos valores incrustados en las redes sociales: conveniencia, facilidad de comunicación, brevedad y quizás también un poco de egocentrismo. Pero comunicarse con los demás a menudo es difícil y requiere esfuerzo y tiempo. No somos el centro del universo. Además, necesitamos tiempo para la soledad, el silencio, la inmersión en el mundo natural y la interacción cara a cara con otros seres humanos. Necesitamos, como nos dice William Powers en su libro Hamlet’s Blackberry, profundidad. Estos ideales, estos valores, deben protegerse.

Necesitamos encontrar formas de aprovechar los beneficios de las redes sociales, evitando al mismo tiempo las desventajas de esta tecnología. Para hacer esto, necesitamos reservar un tiempo para desconectarnos. Puede ser útil tener un área libre de tecnología en su hogar o un tiempo sin computadoras, como la cena. Cada uno de nosotros puede pensar en lo que funciona mejor en nuestra situación particular, pero es imperativo que participemos en ese pensamiento. Es aconsejable pensar en estas preguntas. Debemos vivir de tal manera que nuestros valores dicten cómo usamos una tecnología determinada, en lugar de dejar que nos dicte sus valores.

Estoy en Twitter: @michaelwaustin

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies