Seleccionar página

Recuperarse de una relación tóxica puede ser un desafío y puede llevar tiempo. Aquí hay algunas sugerencias para guiarlo en su viaje de curación.

Vaya sin contacto o de bajo contacto

Es difícil sanar cuando una persona tóxica trata de volver a ponerte en contacto con ella. Bloquee correos electrónicos, números de teléfono y cuentas de redes sociales. Si tienes hijos con una persona tóxica, es posible que aún necesites tener contacto con ellos. Comuníquese con un abogado de derecho familiar para conocer sus derechos y los de sus hijos.

Vuelva a conectarse con personas emocionalmente sanas

La persona tóxica puede haberte aislado de amigos y familiares de confianza. La persona tóxica los vio como una amenaza porque lo más probable es que te dijeran que se trataba de una relación tóxica. Vuelva a conectarse con las personas emocionalmente saludables en su vida.

Es posible que sienta cierta sensación de temor al volver a conectarse. Puede que te preocupe que te juzguen. Depende totalmente de ti si quieres hablar sobre la relación tóxica y por qué no estabas en contacto. A veces, un simple «Sé que no hemos hablado en mucho tiempo y me gustaría volver a conectarnos» es suficiente.

Tenga en cuenta que puede ver comportamientos tóxicos en personas que no ha visto antes. Practique el discernimiento al elegir con qué personas desea volver a conectarse.

Olvídate de «Cerrar»

Lo más probable es que no recibas una disculpa ni ningún tipo de cierre de una persona tóxica. Las personas tóxicas son conocidas por no asumir la responsabilidad de su comportamiento. Si siente que necesita un cierre, lo más probable es que necesite darse ese cierre a sí mismo.

Considere escribir una carta no enviada a la persona tóxica. Anota todo lo que les dirías si estuvieras cara a cara. Simplemente escribir la carta te ayuda a procesar lo que experimentaste. También puede tener una práctica de «adiós» para la relación, ya sea triturando su carta no enviada, diciendo una afirmación o compartiendo su experiencia con otros.

Hable con un profesional de la salud mental

Cuando ha pasado por una relación tóxica, puede experimentar síntomas de trastorno de estrés postraumático. Es posible que tengas problemas para confiar en los demás o procesar una relación en la que una persona tóxica se tergiversó. Su relación probablemente involucró abuso emocional, físico, financiero, psicológico o sexual.

Hablar de sus experiencias con un profesional de salud mental (MHP) es esencial. Un MHP puede ayudarlo a procesar lo que sucedió y hacerle saber que no es su culpa. Un MHP también puede ayudarlo a superar cualquier sentimiento de ira o decepción hacia usted mismo. También pueden ayudarlo con los complicados sentimientos de agravio que puede experimentar después de que finaliza una relación tóxica.

Considere ser voluntario

El voluntariado es una forma de reconectarse con su comunidad y trabajar hacia un propósito común. Los estudios han encontrado que el voluntariado mejora el bienestar y la satisfacción con la vida, e incluso puede disminuir los síntomas de depresión y ansiedad (Stuart et al., 2020; Linning & Jackson, 2018).

Se recomienda que investigue a fondo cualquier organización en la que esté considerando ser voluntario. Desea asegurarse de que la organización sea saludable y apoye el bienestar de sus voluntarios.

Tómese su tiempo con la curación

Quieres ser fácil contigo mismo mientras trabajas en la reconstrucción de tu vida. Tendrá días en los que sentirá que las cosas están encajando en su lugar; tendrás días en los que no querrás levantarte de la cama. Puede experimentar oleadas de agravios que parecen derribarlo. Sin embargo, con el tiempo y sin contacto con la persona tóxica, esas ondas se harán más pequeñas. Con el tiempo, puede experimentar tristeza en torno a aniversarios, días festivos o cumpleaños. Pero se pone mejor.

Date tiempo para sentir tus sentimientos. Puede sentirse fuera de control; tener varias emociones a la vez puede hacer eso. Puede sentir tristeza, agravio, alivio, desilusión, enojo e incluso alegría, y eso está bien. Consulte a un profesional de la salud mental si cree que está usando formas poco saludables de sobrellevar la situación, como beber demasiado o gastar demasiado dinero.

Practica llevar un diario

Cuando escribes en un diario, estás ayudando a tu cerebro a procesar tus experiencias mientras escribes. Llevar un diario también puede proporcionar una herramienta útil para tomar decisiones y clasificar los recuerdos. Puede revisar las entradas de su diario anterior para ver qué tan lejos ha llegado en su viaje de curación. Cualquier cosa sobre la que quieras escribir está bien: escribe en un diario sin criticarte a ti mismo.

La sanación y la reconstrucción toman tiempo: tómese el tiempo para sanar y crear una nueva vida satisfactoria.

Derechos de autor 2022 Sarkis Media LLC

Para encontrar un terapeuta, visite el Directorio de terapias de BlogDePsicología.