¿Necesito un psicólogo?

¿Necesito un psicólogo?

¿Necesito un psicólogo? Esta es la primera pregunta que debe realizarse toda persona cuando está pasando por un mal momento relacionado con problemas personales, emocionales o de relación que no puede resolver y que le causan malestar. En ese momento se debe plantear si se necesita ayuda psicológica, buscando consejos por parte de un profesional que estudie de una manera detallada el caso y ayude a resolver los conflictos para contribuir a la mejora de la calidad de vida.

Que una persona sepa que necesita ayuda se convierte en el primer paso para poder afrontar y resolver un problema que puede atormentarnos o desbordarnos. El primer paso, por tanto, es reconocer que tenemos un problema y no tener miedo a tomar la decisión de “necesito un psicólogo”, ya que no se trata de algo negativo, sino de la ayuda de otras personas profesionales que serán capaces de ayudarnos a vivir mejor.

Los psicólogos son profesionales cualificados que tienen la suficiente formación y conocimientos para poder afrontar su caso a través de diferentes técnicas y herramientas, una vez que ha estudiado y analizado el origen del problema. No se debe temer a sentir uno mismo que necesito un psicólogo, independientemente del tipo de problema que se padezca, ya sea la búsqueda de una estabilidad personal, la mejora del estado emocional o mejorar las relaciones con el resto de personas, entre otros.

Un psicólogo puede ayudar a solucionar los conflictos en una gran cantidad de ámbitos, campos y situaciones, como son, por ejemplo, las siguientes:

  • Falta de confianza en uno mismo y problemas de autoestima.
  • Problemas relacionados con la timidez y la fobia social.
  • Problemas de ansiedad y depresiones.
  • Existencia de trastornos alimenticios, tales como anorexia, bulimia, etcétera.
  • Adicciones diversas, como son el alcohol, las drogas, el juego, el tabaco o el sexo, entre otras.
  • Hacer frente a miedos y fobias que nos atormentan y que impiden la realización de determinadas tareas, acciones o actividades.
  • Tratar problemas de pareja.
  • Afrontar la pérdida de seres queridos.
  • Solucionar traumas infantiles o de edad adulta.
  • Coaching para mejorar la vida personal y/o profesional.
  • Etcétera.
    Estos son solo algunos de los innumerables campos en los que acudir a un profesional puede ser de gran ayuda. Todas las personas pasan a lo largo de su vida por situaciones complicadas, sin darse cuenta en muchas ocasiones que acudir a un psicólogo puede ser de gran ayuda para superarlas de una manera efectiva y en un corto espacio de tiempo.

    Se recomienda visitar a un profesional en etapas tempranas del problema o trastorno para evitar que el mismo se incremente y que sea más complicado su tratamiento. Un error común es acudir al psicólogo cuando ya la persona ha estado pasando momentos muy delicados y ya se encuentra desesperado o ha tocado fondo. Es muy recomendable, por tanto, buscar ayuda profesional y decir “necesito un psicólogo” lo antes posible, sin pensar que acudir al mismo se supone “estar loco” como aún piensa, de una manera totalmente errónea e irracional, una parte de la población.

Enviar comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR